Diagnóstico de la Actividad Turístico Recreativa Realizada en el Santuario Nacional de Ampay

2. CONTEXTO DEL TURISMO

2.1 INTERNACIONALEl turismo es el sector más vulnerable a las variaciones del contexto natural, cultural, económico y político de los países receptores como de los emisores. A pesar de esto, según la Organización Mundial del Turismo, este es el sector de más rápido crecimiento económico en el mundo.

Se ha observado que los arribos del turismo internacional se han incrementado en un promedio de 7% anual en los pasados 40 años, y los ingresos por turismo han crecido en un promedio de 12% al año.

A inicios de la presente década se observó un descenso en el turismo internacional hacia los países del Medio Oriente debido a la reaparición de actividades bélicas y terroristas, y contrariamente a lo que podía esperarse esta coyuntura no redefinió el flujo del turismo internacional hacia países latinoamericanos con riqueza cultural e histórica igualmente valiosa, como Perú o Bolivia, ya que durante el mismo período se experimentaron problemas de terrorismo, delincuencia común y la epidemia del cólera.

Frente a las condiciones de inseguridad observadas en los de países en desarrollo, el turismo interno se incrementó notablemente en Estados Unidos y Europa. Este fenómeno generó el desarrollo de modalidades como el turismo rural, principalmente en Europa, donde la demanda se dirigió a una búsqueda del pasado cultural y el contacto directo con el folklore original de sus propios países. Quizás una de las consecuencias más importantes de este fenómeno es el cambio producido en estos turistas sobre las formas de ver el mundo y el pasado de su propia cultura.

Hacia mediados de los noventas los países en desarrollo considerados como destinos inseguros comenzaron a experimentar un clima de estabilidad y paz, trayendo consigo el incremento del turismo.

Para preveer las variaciones del flujo del turismo mundial, es de particular importancia prestar atención a las consecuencias de sucesos internacionales como por ejemplo el asesinato de más de 60 turistas por terroristas en el templo de Luxor en Egipto en 1997.

Según la OMT se espera alcanzar los mil millones de arribos internacionales para el año 2010 en todo el mundo. Geoffrey Lipman, presidente de World Travel & Tourism Council considera que ésta rápida expansión del turismo mundial creará cerca de 150 millones de nuevos puestos de trabajo, en los próximos 10 años, relacionados directa o indirectamente con este sector, con más de la mitad en la región Asia - Pacífico.

Dentro de las modalidades de turismo practicadas actualmente, el ecoturismo es una actividad que aumenta con gran rapidez en el mercado y representa entre el 10 y 15 por ciento del turismo mundial.

2.2. NACIONAL

Desde que el Perú comenzó a experimentar un clima de paz por el retroceso del terrorismo se ha observado un incremento notable en los arribos internacionales y con ello un despertar de la actividad turística con un crecimiento del flujo de viajeros nacionales y extranjeros hacia el interior del Perú. Aunque las cifras nacionales para 1996 exceden los seiscientos mil arribos internacionales, se sabe que el motivo de viaje de un importante grupo de estos viajeros es distinto del turismo y por esta razón el impacto de este crecimiento no es tan grande como podría suponerse. A pesar de esto, la evolución experimentada en los arribos y la estabilidad económica observada durante los últimos años han sido importante aliciente para interesar a la inversión privada en este sector.

Según Monitor, aproximadamente 120,000 turistas extranjeros cuyos motivos de viaje fueron las actividades recreacionales, visitaron el Perú en 1994. Esto significó un incremento del 80% con respecto al año anterior, pero no superó los niveles de 1988. Como observa el informe Monitor en 1995, estos incrementos rápidos y poco sostenidos responden a una ausencia de estrategias claras para atraer segmentos específicos del mercado turístico. Según este mismo informe, el desarrollo del turismo en nuestro país está marcado por cambios constantes en políticas, objetivos y prioridades gubernamentales, los cuales se deben a la falta de una visión estratégica común y la desconfianza del sector privado sobre los roles de los gobiernos regionales y nacionales.

Según la Organización Mundial del Turismo, mientras el ingreso promedio por turista para el continente es de US$ 540, en el Perú cada turista gastó en 1992 aproximadamente US$ 1,250. Ese mismo año, países como Chile y Colombia manejando flujos mayores de turistas, recibieron un ingreso promedio por turista de US$ 520 y US$ 500, respectivamente. Este mayor gasto se explica porque el turista promedio permanece en el Perú más días y más del 60 % de los turistas que visitan el Perú es mayor de 30 años, lo que se refleja en un nivel de gasto superior .

2.3. REGIONAL

La región Inca es la región con más atractivos turísticos, los que otorgan al país la imagen publicitaria recibida por los turistas extranjeros de todo el mundo. Esta situación ha permitido a la región un desarrollo importante de la infraestructura turística, pero concentrada en el departamento de Cuzco y en especial en la capital. En los departamentos de Apurímac y Madre de Dios, la desproporción de los beneficios producidos por el turismo es extrema.

La evidencia de este desequilibrio se observa en el número de pernoctaciones de extranjeros en cada uno de estos departamentos. Así, en el año 1995, el Cuzco mantuvo 23 veces más pernoctaciones que el departamento de Madre de Dios y cerca de 992 veces más pernoctaciones que Apurímac.
 
 

PERNOCTACIONES DE TURISTAS EXTRANJJEROS EN LA REGIÓN INCA POR DEPARTAMENTOS. 1993 A 1995

 
Departamentos
Año
Apurímac
Madre de Dios
Cuzco
1993
187
6,286
148,771
1994
429
14,046
281,760
1995
389
161,560
385,873
Fuente: MITINCI
Este elevado número de turistas recorren los circuitos convencionales del Cuzco y la saturación producida por la ausencia de nuevos atractivos se está reflejando en un menoscabo de la experiencia del turista. Centros arqueológicos como Ollantaytambo o Saccsayhuamán, aprovechados como atractivos turísticos, reciben al mismo tiempo, cientos de visitantes, que alteran el paisaje. Este problema, es también evidente en el Camino Inca hacia Machu Picchu.

Frente a este problema, las autoridades de la Región Inca han planteado la necesidad de diversificar la oferta turística regional, y así descentralizar su desarrollo y conservar los sitios que actualmente son visitados. Fuera del Cuzco, el Parque Nacional Manu, Tambopata y Candamo en Madre de Dios y el Cañón del río Apurímac en el departamento de Apurímac son atractivos que convocan a turistas. Sin embargo, se han identificado otros recursos turísticos potenciales.

Según Víctor Aguilar, en "Turismo y Desarrollo, Posibilidades en la Región Inca", existe poca articulación entre los empresarios regionales de turismo que se refleja en la excesiva dependencia con los empresarios limeños, la ausencia de reinversión y la falta de diversificación dentro del sector turismo o fuera de él para reducir la vulnerabilidad ante la crisis. Esto ha generado un grupo de empresarios de turismo débil ante variaciones inesperadas en las condiciones del mercado.

Otro problema identificado sobre las empresas de alojamiento y las agencias de viaje de la región Inca es la informalidad que ocasiona un despliegue de servicios de poca garantía y baja calidad que perjudica también a los empresarios que sí se preocupan por prestar un buen servicio.

2.4. SUB-REGIONAL

El turismo desarrollado en la Sub-Región Apurímac es escaso. Tanto la población como las autoridades conocen que este departamento posee potencial para esta actividad, pero no pueden cuantificarlo, no saben identificar el mercado ni cómo armar el producto turístico a partir de sus recursos.

Dentro del taller "Estrategias de ecoturismo para la región Inca" organizado por Conservación Internacional y la Región Inca del 14 a 16 de agosto de 1997, se llegó a la conclusión que la Sub Región Apurímac tiene tres recursos turísticos principales: El Cañón del río Apurimac, los restos arqueológicos de Choquequirao y el Santuario Nacional de Ampay. Se han identificado además recursos turísticos de segunda importancia. El aprovechamiento de estos recursos dependería del éxito de los tres principales como atractivos para la Sub región.

Actualmente los baños termales de Cconoc reciben un importante flujo de turistas nacionales, principalmente provenientes de los departamentos del Cuzco y Apurímac.

Del mismo modo ya se oferta entre los turistas que visitan el Cuzco servicios de canotaje por el río Apurímac, pero los ingresos producidos por este servicio benefician casi exclusivamente a los operadores cusqueños.

Según el MITINCI, Apurimac cuenta con 20 establecimientos de hospedaje y un total de 435 habitaciones. En 1995, el índice de ocupabilidad por habitaciones fue de 36.96% y de 31.44% camas, pero los arribos al departamento fueron en un 99.64% de nacionales y en 0.36% de extranjeros. La variación anual de estas cifras no fue significativa, salvo entre los años 1993 - 1994, en que los arribos de extranjeros se duplicaron. Entre estos años el índice de permanencia de visitantes extranjeros disminuyó de 1.56 a 1.19 días. En 1995 el índice de permanencia fue de 1.20 días. Es importante recalcar que los datos de arribo son tomados de los vuelos aéreos al aeropuerto de Andahuaylas sin incluir la información de los flujos de pasajeros por vía terrestre.

Se ha notado que en la mayoría de los casos los arribos nacionales corresponden a viajes de negocios antes que a viajes recreacionales. Aunque estos viajeros constituyen un ingreso económico para los establecimientos de hospedaje y restaurantes, no significan una fuente de ingresos a otros sectores productivos del departamento. Como se pudo observar en la ciudad de Abancay, el flujo de pasajeros por vía terrestre es intenso, y no existen registros del mismo ni información sobre los motivos de viaje de estos pasajeros. En opinión de muchos abanquinos el movimiento económico de su ciudad se debe principalmente a la burocracia del lugar.

La mayoría de establecimientos de hospedaje y restaurantes no satisfacen las demandas mínimas que requiere el turismo. La actitud de sus empleados en muchos casos denota escasa conciencia sobre la importancia del cliente para el éxito de su empresa.

Actualmente instituciones del Estado como la Gerencia Sub-Regional de Apurímac muestran un marcado interés por promover el turismo, pero descuidan el mejoramiento de la calidad de los servicios ofrecidos. Otro problema existente a este nivel, es el inicio de acciones de promoción antes de haber desarrollado un producto turístico coherente para ser ofertado.

Los mayores empresarios locales aún no tienen interés por invertir en turismo, y quienes lo tienen, no encuentran el camino para llegar al mercado.

Algunas ONGs que trabajan en Apurimac son consientes de que el turismo es una importante herramienta para promover el desarrollo de la población pero redescubren que la concertación con otras instituciones, especialmente con las del Estado, es difícil y en pocas ocasiones se alcanza el consenso.

Como consecuencia, se duplican esfuerzos y se plantean acciones en direcciones distintas, sin objetivos comunes. La iniciativa del IDMA, al convocar a los diversos sectores de la población con capacidad de decisión a las Mesas de Trabajo sobre Medio Ambiente, constituye un importante punto de partida en búsqueda de la concertación, pero a la vez hace explícita la ausencia de interés de muchas autoridades por realizar un trabajo en equipo. En el caso de los representantes de la Sub-región Apurímac, los cuales poseen poder de decisión sobre el desarrollo turístico del departamento, esta carencia es evidente. 

Regresar al Diagnóstico sobre Actividad Turístico Recreativa